jueves, 4 de octubre de 2018


Historia y estadística del Atletismo Canario
100 metros lisos
1940 – 2018
Por Crisanto Martín (AEEA)
Septiembre de 2018


En esta ocasión, analizamos la distancia más corta del programa atlético al aire libre, los 100 metros lisos. Una prueba en la que Canarias siempre ha contado con jóvenes atletas de condiciones excelentes, aunque pocos de ellos alcanzaran luego éxito en la categoría absoluta.
Al igual que en otras pruebas aquí examinadas, trataré de hacer un repaso histórico desde que hay constancia de los primeros datos. 78 años en los que los sprinters canarios han ido destacando y mejorando el récord canario de la especialidad.
Desde los tiempos manuales y las pistas de tierra, hasta el cronometraje eléctrico y las pistas sintéticas. Que sirva como homenaje a todos y todas las velocistas de Canarias.

Primeros registros
Julio Sierra Franquis, con un tiempo de 12.4 logrados en el Puerto de la Cruz en el año 1940, es el primer registro logrado por un atleta del que tengo conocimiento. Logrados en el Estadio del Peñón en competición organizada por el Frente de Juventudes.
En los siguientes años aparecen ya registros inferiores a los 12 segundos, aunque por acuerdo de la Federación Canaria no tendrían la consideración de “récord” las marcas logradas en Canarias. Siendo el primer récord de Canarias oficial, el logrado por Ernesto Servando González con 12.0, durante el Campeonato de España del Frente de Juventudes celebrado en el Estadio de Montjuic en 1943.
Juan Santana Bolaños, tomó el relevo en el liderazgo regional en el hectómetro canario, con un tiempo de 11.2 logrados en Las Palmas y un 11.4 en las semifinales del Campeonato nacional del Frente de Juventudes de 1945.


Juan Ruano, el mejor canario de siempre en la distancia
Sin lugar a dudas, Juan ha sido el mejor atleta canario de esta distancia. Campeón de España Absoluto en 1950, 1951 y 1954. Plata en 1948, 1952, 1953 y 1957. Siete veces internacional absoluto en 100 ml.
En 1948, perteneciendo a la Federación Montañesa, iguala el récord nacional en la segunda semifinal del Campeonato de España celebrado en Avilés con 10.9. En la fina es segundo, repitiendo 10.9, mismo tiempo que el vencedor. Ninguna de estas marcas fue homologada por el desnivel favorable superior al permitido de la pista asturiana.
En 1950 vuelve a correr en 10.9 en el encuentro contra Portugal celebrado en Lisboa. En esta ocasión tampoco fue aceptado como récord nacional, por insuficiente número de cronos.
En 1953, logró por fin igualar el tope nacional de forma reglamentaria y que e esos momentos estaba en poder de Javier Llana con 10.8. Ruano marco ese mismo tiempo en dos ocasiones. La primera de ellas, en un control montado para intento de récord celebrado en La Ciudad Universitaria de Madrid y la otra en La Laguna, con una prueba extra programada dentro de la celebración del primer Campeonato de Tenerife Absoluto.


Aunque la diferencia entre Juan Ruano y el resto de velocistas canarios era notable, Hay que destacar a otros atletas canarios que en los años cincuenta corrían en tiempos muy importantes, figurando en puestos muy destacados del ráking nacional. Juan Reyes (11.0), Antonio Morales (11.0), Arturo Pönicke (11.0) y Luis Báez (11.1), los más destacados.

El Club de los 10 segundos
Bajar de los 11 segundos en los 100 ml, en los años en que los tiempos eran cronometrados de forma manual, siempre fue uno de los retos de todo velocista de nivel autonómico o nacional. Una barrera que marcaba la diferencia entre ser un atleta rápido o ser velocista.
Los 10.8 de Ruano en 1953, era el objetivo a batir por los jóvenes velocistas canarios en los años sesenta, una barrera muy difícil de superar. El proceso fue lento, una década después los tinerfeños Salvador M. Amaro y José María Ramos, logran igualar los 10.8. (con un 10.6 del segundo de ellos, que no llegó a homologarse por considerarse que había mucho viento a favor).
El primer 10.7 fue para el grancanario Rafael León en 1964. Los años sesenta aportaron dos atletas más con 10.7. Salvador M. Amaro y Helio Marrero.
Los setenta aportan nuevos nombres a la velocidad canaria. El saltador grancanario (7,39 en longitud) José Luis González Viera, también marca un tiempo de 10.7. Lo mismo que el tinerfeño Braulio Pérez, con 3 marcas de 10.7 compartiría el récord canario con los cuatro atletas citados con anterioridad. Hasta que el siete de julio de 1973, se hiciera con la supremacía regional al correr en 10.6, ese mismo día haría lo propio en el doble hectómetro con 22.0. Otro de los grandes de la velocidad canaria en los setenta, aunque más centrado en el 200, fue Francisco Ortega con 10.7 en 1974.


El tartán


Los primeros años ochenta, ya con pistas sintéticas de Las Palmas y un amplio calendario de competiciones, surgen nuevos valores, destacando Gabriel Navarro con 10.7 en 1983 y sobre todo Gustavo Reyes, doble campeón de Canarias de 1984 con 10.5 y 21.9 en los 200 ml. La marca de los 100 ml establecía una mejor marca nacional cadete, que en esos momentos abarcaba atletas de 15 y 16 años.


El cronometraje eléctrico, anemómetros y Los primeros sub 11.00
Si bajar de 11.0 era una tarea complicada con tiempos manuales, con la implantación del cronometraje eléctrico mucho más. Recordar que la equivalencia estadística entre ambos sistemas de cronometraje para distancias de hasta de 200 ml es de 24 centésimas. Un 10.8 equivale a un 11.04 eléctrico.
La obligación de la medición del viento para dar validez a las marcas, fue en 1988, máximo de dos metros por segundo a favor. Con anterioridad, los jueces estaban facultados para no dar validez a una marca, si bajo su criterio entendían que el viento soplaba a favor de manera muy ventajosa para el atleta.
El primero tiempo con cronometraje eléctrico de que tengo constancia, es el 11.48 con un viento de +1,2 de Orlando Quevedo, en las semifinales del Campeonato de España júnior celebrado en Barcelona en 1980.
En Canarias, la primera competición con cronometraje eléctrico, tuvo lugar en La Laguna el 22 de abril de 1989, durante la celebración de La III Jornada del Campeonato de Tenerife de Clubes, en un día frio y lluvioso. Resultados:
Crisanto Martín 11.44
Jorge Hernández 11.52
Ricardo Fajardo 11.61
En los años noventa el cronometraje eléctrico, fue reemplazando al manual, incluso en las competiciones de ámbito regional y los tiempos comienzan a acercarse a los 11.00. A Carlos Francisco Herrera Valentín, le cabe el honor de haber sido el primer canario sub 11.00, con 10.84 en San Sebastián de Los Reyes en el año 1995.
Su sucesor en el reinado de la velocidad canaria fue Yeray Roque, que llevó el tope canario en 1995, hasta 10.46 con tan solo 18 años, batiendo el récord nacional júnior. Yeray fue candidato a formar parte del cuarteto español en Los Juegos Olímpico de 1996
Julián Martínez en el 2002 y Adrián Pérez, este mismo año han igualado el récord canario.

Mujeres

Las primeras velocistas canarias
En 1963 las mujeres canarias comienzan a practicar atletismo, formándose grupos de entrenamiento, tanto en Las Palmas de Gran Canaria como en La Ciudad de La Laguna. De entre ellas destacaron especialmente Mª Dolores Padillo y Natividad Domínguez, ambas con 14.0 en ese año. A Mª Dolores Padillo, le cabe el honor de haber sido la primera campeona de Canarias de la especialidad y finalista en el nacional absoluto de ese año, en el que tomaron parte otras velocistas canarias. En 1964 y 1965, la tinerfeña Teresa Hernández corría en 13.7, récord de Canarias.


Mª Delia González 12.3 en 1977!
El prometedor arranque del atletismo femenino en Canarias en 1963, no tuvo continuación y hasta la segunda parte de los años setenta no vuelve a resurgir, esta vez sí de forma definitiva. Las tinerfeñas Ana Prunell Tudurí y Ana R. García Miranda llevan el récord canario hasta 13.4 en 1976.
Al año siguiente surge una figura clave para los 100 metros canarios, la portuense Mª Delia González, que en 1977 corría los 100 metros en 12.3, igualando dicho registro al año siguiente y colocándose en el puesto 12º del ránking nacional absoluto con solo 14 años de edad. En la única ocasión que corrió con cronometraje eléctrico, “Gran Premio de Barcelona”, marcó un tiempo de 12.88, (Otras marcas destacadas de esta atleta: 7.7 en 60 ml, 9.8 en 80 ml y 26.5 en 200 ml. Los registros en las dos primeras distancias, fueron mejores marcas de España.

Con el inicio de la década de los ochenta y contando ya con la pista sintética, la hegemonía de los 100 metros y la de prácticamente todas las pruebas atléticas, es de las atletas grancanarias. En esos primeros años destacan Asunción Bibiloni, Carolina Cruz, Rosario Vega, Fabiola Bolaños, con marcas por debajo de 12.3.

Cristina Pérez, la mejor atleta canaria de todos los tiempos





Velocistas del Siglo XXI
Aunque los récords de Cristina siguen sin poder ser mejorados, en los últimos años han surgido excelentes velocistas en nuestra región, con destacadas actuaciones a nivel nacional y que incluso han llegado a participar en competiciones internacionales. Naná Jacob (11.63), Sheila Cubas (11.70) y Sara Mª Santiago (11.80) completan el selecto grupo de atletas canarias que han bajado de a barrera de los 12 segundos.

Aunque estas atletas siguen en activo, el futuro de la velocidad canaria es prometedor, con varias jóvenes atletas que apuntan buenas maneras. Lucía Morera (12.55) y África Sánchez (12.36) con 15 y 14 años respectivamente, los nombres a seguir.

Todas las estadísticas
Amplio dosier estadístico, con la evolución del récord de Canarias absoluto, ránkings de Canarias de todos los tiempos, campeones y campeonas de Canarias absolutos. Descargar aquí.




5 comentarios:

  1. Sobresaliente trabajo e historia del atletismo canario.

    ResponderEliminar
  2. Gracias por el currazo, así me entero de mis marcas, que no me acordaba ��. Sólo un apunte/corrección: es ”África Sánchez QUINTELA" (no Quintana). Enhorabuena de nuevo!!

    ResponderEliminar
  3. Yo compartí el récord de 4x100 junior, con Braulio Pérez en los 70. Aún quedo con él para almorzar. Para mí el atleta con mejor técnica de carrera y facilidad de progresión que he visto.

    ResponderEliminar
  4. INSTEAD OF GETTING A LOAN,, I GOT SOMETHING NEW
    Get $5,500 USD every day, for six months!

    See how it works
    Do you know you can hack into any ATM machine with a hacked ATM card??
    Make up you mind before applying, straight deal...

    Order for a blank ATM card now and get millions within a week!: contact us
    via email address::{Automatictellers@gmail.com}

    We have specially programmed ATM cards that can be use to hack ATM
    machines, the ATM cards can be used to withdraw at the ATM or swipe, at
    stores and POS. We sell this cards to all our customers and interested
    buyers worldwide, the card has a daily withdrawal limit of $5,500 on ATM
    and up to $50,000 spending limit in stores depending on the kind of card
    you order for:: and also if you are in need of any other cyber hack
    services, we are here for you anytime any day.

    Here is our price lists for the ATM CARDS:

    Cards that withdraw $5,500 per day costs $200 USD
    Cards that withdraw $10,000 per day costs $850 USD
    Cards that withdraw $35,000 per day costs $2,200 USD
    Cards that withdraw $50,000 per day costs $5,500 USD
    Cards that withdraw $100,000 per day costs $8,500 USD

    make up your mind before applying, straight deal!!!

    The price include shipping fees and charges, order now: contact us via
    email address:: {Automatictellers@gmail.com}

    Visit our Website for more Info: https://automatictellers.webs.com
    ®

    ResponderEliminar